La Necesidad de Innovar y La Competitividad

Categoría: Photography & Branding

Se ha publicado el Barómetro de la Innovación Global 2012 de General Electric, y conducido por la consultora de investigación independiente StrategyOne, excelente estudio y actualización de la innovación empresarial global que toma las opiniones de 2.800 directivos que consideran que la innovación es la principal palanca para el crecimiento económico, generación de empleo y calidad de vida. Es un informe que identifica las percepciones respecto de la innovación, que se pueden considerar en la realidad global.

Destacamos cuatro ámbitos y puntos de vista muy relevantes que este trabajo nos puede aportar:

  • 9 de cada 10 ejecutivos considera que la crisis tiene un impacto negativo en la innovación pero también 9 de cada 10 creen que la innovación es la principal palanca para crear una economía competitiva en su país.
  • La mayoría piensan que la innovación, propiedad intelectual y patentes, no está bien protegida y que potencia la innovación.
  • Casi 9 de cada 10 creen que la innovación se logra con varios socios o en colaboración, más que de forma individual, y la gran mayoría piensa que serán agrupaciones y pymes los que consigan dirigir la innovación en la próxima década.
  • La mayor ayuda para la innovación está en disponer de personas creativas, expertos técnicos, apoyo financiero público, inversores de largo plazo

Aunque España no aparece de forma específica, esto se debe a que no ha sido tomado en la muestra correspondiente a Europa, que también daría para tratar... Pero nos vamos a centrar en hacer incapié en el dilema y controversia que suscita la innovación como captadora de recursos en tiempos de crisis, ya que reconociendo que es la innovación la que puede solucionar el futuro y competitividad de las empresas, sin embargo no se encuentra la forma de potenciarla precisamente en estos momentos. Es en épocas de crisis, con menos actividad, cuando se pueden dedicar más recursos y más especializados, especialmente humanos, a actividades de innovación, ya que el descenso de actividad debe liberar horas de persona y máquina (o procesos). Cierto es que la organización de los procesos y personas influye de forma determinante en la estructuración de actividades eficientes, pero ése es parte del reto. Las empresas no son elementos de unas sociedades a las que sirven productos o servicios predecibles y estándares, ese perfil correspondería solamente a empresas y procesos muy maduros y enfocados localmente, en los que se tiende a competir por economía de escala.