Auditoría Energética

El objeto de realizar una auditoría energética, y el uso que se le puede dar al documento, hacen que este tipo de servicio aporte mucho valor al cliente. Los objetivos son

  • Conocer los consumos energéticos (gas, electricidad, vapor, etc)
  • Identificar los mayores consumos, y sus procesos,
  • Dónde y cómo ahorrar en energía y por ello, reducir los costes y gastos,

Estos pasos generales siguen una línea lógica en que se trata de identificar el perfil del consumo, tipo de energías y cómo se consumen, tanto por su transformación como por el modo en que se hace, inventariando los equipos consumidores de energía. Una vez que estos aspectos son conocidos, se identifican los factores que influyen en el consumo, y las tecnologías, se pueden identificar oportunidades de ahorros, recogiendo todo ello en un informe.

Pasos de una Auditoría Energética

 

1

Pre-auditoría

Contacto y toma de datos preliminares, procesamiento y evaluación preliminar.

2

Auditoría

Auditoría energética in situ ó toma de datos pormenorizada a distancia, y análisis de la situación.

3

Evaluación de oportunidades de ahorro

Opciones de ahorro y punto de partida para los objetivos energéticos. Rendimiento energético, valoración medioambiental y análisis económico-financiero.

4

Informe de auditoría

Preparación del informe y presentación a la empresa.

El perfil de consumo se refiere a datos operativos medidos y verificables, perfiles de carga y ciclos de consumo, e incluso si es necesaria para el cumplimiento de la Directiva 2012/27/UE de Eficiencia Energética, además se puede valorar el ciclo de vida económico de las inversiones.

 

Ejemplo tipo de identificación de usos de la energía en una empresa

Previamente a la medición de datos de consumo, se prepara un Plan de Auditoría, con datos históricos y variables que afectan a los consumos (temperatura exterior, ocupación, horas de funcionamiento, etc) con el objeto de que la auditoría sea capaz de identificarlos correctamente y verificarlos. Por ello, existen protocolos por tipo de energía y sus usos.

Las auditorías energéticas han pasado a ser obligatorias para las grandes empresas, que deben realizarla antes del 5/12/2015 y volver a realizarlas con una periodicidad de 4 años a partir de la auditoría anterior. Las directrices para realizar las auditorías pueden fijarlas los clientes, aunque nuestra propuesta es basarse en ISO 50001 ya que el método está avalado por la Directiva en su anexo IV.

Tipo de servicio: